top of page
Buscar
  • Foto del escritorTradoctas

Traducir en una Argentina en la que los derechos de las mujeres y LGBTIA+ son avasallados

No es un “feliz día”.





Hoy, Casa Rosada publicó un saludo por el Día Internacional de las Mujeres Trabajadoras en su cuenta de X. La sede del Poder Ejecutivo de la República Argentina conmemoró una fecha histórica, de gran carga simbólica para el país impulsor del Ni Una Menos, con un video hecho con nueve imágenes de mujeres. A través de tres uniformadas de las Fuerzas de Seguridad, dos trabajadoras con cascos, dos mujeres vestidas con sacos negros, camisas blancas y pañuelos, una cocinera y una joven en una oficina, la asociación del Día de las Mujeres con la feminidad que ofrece el Gobierno Nacional decidió invisibilizar la diversidad.


La gestión que levanta la bandera de la libertad acota el significado político del 8 de marzo a trabajadoras cisgénero, mayores de edad, en situaciones de trabajo formal registrado. El posteo está acompañado con la frase: “FELIZ DÍA DE LA MUJER”, a secas, en mayúsculas, en singular. El discurso espeja las decisiones de este gobierno en materia de políticas públicas: la desjerarquización del Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad de la Nación, la cancelación del Programa Registradas para formalizar a trabajadoras de casas particulares, el signo de pregunta abierto entorno a las políticas para la población LGBTI+, el cuestionamiento a las jubilaciones de amas de casa y la pausa al Programa Acompañar, de contención económica y psicosocial en casos de violencia de género, avasallan los derechos que tantos años tardamos en conquistar. Párrafo aparte para la prohibición del uso de lenguaje inclusivo anunciada por el vocero presidencial, Manuel Adorni, y el rebranding del Salón de las Mujeres de Casa Rosada, que pasará a llamarse “Salón de los Próceres” y no tendrá cuadros femeninos.


¿Cómo trabajar en una Argentina en crisis económica y social? Más que nunca, con perspectiva de género y de derechos humanos. Cada uno de los logros del movimiento feminista fue producto de la concordia de distintos sectores y la adherencia a los estándares internacionales en materia de igualdad, diversidad y libertades civiles. Alzar la voz ante un Estado que se desentiende de sus responsabilidades asumidas y desoye los reclamos colectivos es una necesidad urgente.


12 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page