Buscar
  • Tradoctas

¿Dónde estaban las mujeres mientras los próceres posaban para sus retratos?



Hoy se cumplen 205 años de la Declaración de la Independencia argentina


En esta efeméride, queremos reivindicar la participación que tuvieron diferentes mujeres en la construcción del país. Desde guerreras, pasando por espías y costureras, hasta jóvenes de clase alta que no tuvieron pelos en la lengua a la hora de sentarse a debatir sobre política con los próceres que se llevaron todo el reconocimiento por tantos años.

“Es imposible hablar de relato único sin hablar de poder. Existe una palabra, una palabra igbo, que me viene siempre a la cabeza cuando pienso en las estructuras de poder del mundo: nkali. Es un nombre que podría traducirse como «ser más grande que otro». Igual que en el mundo político y económico, las historias también se definen por el principio de nkali: la manera en que se cuentan, quién las cuenta, cuándo las cuenta, cuántas se cuentan… Todo ello en realidad depende del poder”.

-Chimamanda Ngozi Adichie


Mujeres de la independencia: Mariquita Sánchez de Thompson


Si bien su pertenencia a la clase aristocrática de la época favoreció su participación en espacios de poder, Mariquita Sánchez de Thompson fue una pionera en la lucha por los derechos de las mujeres en la Argentina.


Nació el 1 de noviembre de 1786, con el nombre de María Josefa Petrona de Todos los Santos Sánchez de Velazco y Trillo. Como joven de clase alta, aprendió cultura general, artes, música, idiomas y buenos modales. Sus conocimientos y su patrimonio le permitieron participar en los debates de época junto a próceres como Sarmiento y Echeverría, en sus famosas tertulias.


Su padre acordó su casamiento con Diego del Arco, un capitán español de fortuna que tenía varios años más que Mariquita. En ese entonces, regía una norma llamada Real Pragmática, que establecía la obligatoriedad de que el progenitor aprobara las bodas de sus hijas menores de 25 años. Sin embargo, ella se rebeló al mandato familiar y por su desobediencia fue enviada a la Casa de Ejercicios Espirituales (que aún existe, como museo, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires). Cuando salió de la institución, continuó rehusándose al matrimonio por arreglo.


Tras la muerte de su padre, decidió enviar una carta al virrey Sobremonte para solicitar la anulación del compromiso arreglado. Esto sentó un precedente, ya que tras la aprobación de la autoridad Mariquita logró contraer matrimonio con su querido Martín Thompson.


¿Dónde estaban las mujeres mientras los próceres posaban para sus retratos?


La independencia de la Argentina no fue impulsada únicamente por los hombres que aparecen en los billetes de nuestro país. Mujeres de clase alta, periodistas y campesinas también participaron en la construcción de un país más libre; sin embargo, no suelen verse en la mayoría de los libros de historia. Ellas fueron un pilar en la configuración de la República Argentina naciente, no solo acompañando a sus maridos, sino como guerreras, espías, enfermeras.


Antes de llegar al famoso desenlace en la Casa de Tucumán —la residencia de Francisca Bazán de Laguna, declarada monumento histórico en 1941— los padres y madres de la independencia tuvieron que debatir ideas: ¿cómo se sostendría económicamente la nueva nación? ¿Sobre qué principios y valores se formaría? ¿Qué forma de gobierno tomaría?


Entre ellas, se destacaron Mariquita Sánchez de Thompson, Macacha Güemes, María Remedios del Valle, las Damas de Salta, Juana Azurduy… ¿Qué aprendiste sobre ellas en la escuela?

5 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo